31 de enero de 2014

Solo eso.

Muchas personas nos dicen lo que tenemos o debemos hacer, por el simple echo de que quieren vernos caer o no conseguirlo. Pero después de muchas veces en que les hacemos caso nos damos cuenta que la única persona que nos puede decir lo que hacer o no somos nosotros mismos!
Y aunque por pequeño que sea, lo que nos hace felices porque van a impedirnos hacerlo? Conocer a alguien a quien querías conocer, comprarse un pequeño detalle, ir a ver cosas que te gustan... porque quieren impedírnoslo? 

Haced lo que queráis, sin miedo al que dirán. Porque sino poco a poco se nos olvidaría lo que en realidad queremos nosotros, y no nos pararíamos a pensar en ser felices, en demostrar al mundo lo que realmente somos.

Solo eso, que el temor a fallar no te impida jugar. Sino estamos perdidos.


17 de enero de 2014

Promesas

Siempre nos prometen cosas, a veces nos ilusiona y a veces no, pero seguro que todas las veces nos emociona que nos prometan cosas, se cumplan o no después... y eso es lo que nos fastidia, no saber si quien nos promete las cosas lo va a cumplir. 
Y no se vosotr@s pero yo soy de las que piensan de que les sirve prometer cosas si luego no las cumplen y lo fastidian todo... realmente no se para que lo hacen.
Prometer muchas veces puede cambiar las cosas, un "juntos para siempre, te lo prometo", "No te voy a fallar, te lo prometo", "Confía en mi, te lo prometo" ...
Y así siempre, hasta que que todo eso que dijo no se cumplió, que ya no estamos juntos, me fallaste hasta que no pudiste más o una traición en la que te hizo no confiar mas... después de todo eso luego nos dicen que nosotr@s somos las/los mal@s cuando realmente no se trata de ser buenos o malos, sino de cumplir lo que dices, o pensar las cosas antes de decirlas, saber si serás capaz de cumplir o no las cosas y no hacer creer a las personas con una promesa de que todo irá bien.

"Te lo prometo" son tres palabras. Y lo que se necesita, son hechos no palabras.


11 de enero de 2014

Simplemente, todo irá bien.

Realmente, nunca nos damos cuenta de las cosas hasta que ya es tarde.
Quien nos dijo que, esa persona no nos fallaría?
Quien nos dijo que, no habría un príncipe para cada una?
Quien nos dijo que, la vida nos daría muchas patadas?
Quien nos dijo que, (...) ?

Nadie nos advirtió de todas las cosas malas que nos podrían pasar... 
Pero aún y todo eso yo soy de las que piensan que si nos sucede algo es porque el destino quiere que así sea. Si nos pasa algo malo, es porque el destino nos quiere dar una sorpresa y aunque nos duela seguro que es el doble de bonito y nos quitará las lágrimas. Nos devolverá la sonrisa y hará que seamos felices, aunque sean apenas unos segundos...

A veces la felicidad no consta de que dure eternamente, sino que dure apenas unos segundos.

Y aunque creas que va a salir mal, siempre mantén la positividad y recuérdate: TODO IRÁ BIEN.