23 de diciembre de 2013

Corazón vs. Cabeza

Si es que por mucho que te digas que quieres una cosa pero en realidad tu corazón quiere otra acabará ganando TODAS las batallas, pase lo que pase, él manda.
Por mucho que quieras que te guste algo o que no te guste, no insistas... Haz lo que te guíe hacer el corazón, ganarás mucho más y no perderás el tiempo con aquello que no te llena lo suficiente.




 Y aprovecho para desearos Feliz Navidad!


No hay comentarios:

Publicar un comentario